Detalles de la patología: Distrofia Muscular de Emery Dreifuss


    Nombre: Distrofia Muscular de Emery Dreifuss
    Tipo de patología: Enfermedades Neurológicas Raras

    Descripción:
    La distrofia muscular de Emery-Dreifuss (DMED) se caracteriza por debilidad y atrofia muscular, con contracturas tendinosas precoces y miocardiopatía. La prevalencia estimada es de 1 en 300.000. La tríada clínica comprende 1) contracturas de los tendones de Aquiles, codo y cuello, con inicio en la primera infancia y deterioro hasta dar lugar a un movimiento limitado de las articulaciones; 2) debilidad y atrofia muscular de progresión lenta (inicialmente con distribución humeroperoneal que posteriormente se vuelve más difusa); 3) anomalías cardiacas (defectos de conducción, alteraciones del ritmo y miocardiopatía dilatada) que normalmente se manifiestan después de los 20 años y que pueden producir muerte súbita (en ocasiones el primer síntoma de la enfermedad) y accidentes isquémicos debido a embolismos. El curso y la gravedad de la enfermedad varían entre familias y entre pacientes de la misma familia. Se han documentado varias formas de transmisión: ligada al cromosoma X y autosómica dominante o recesiva. Se han identificado dos genes causantes que codifican proteínas localizadas en la envoltura nuclear: emerina (EMD; Xq28) para DMED ligada al cromosoma X y lamina A/C (LMNA; 1q21.2) para DMED con transmisión autosómica. Aproximadamente el 45% de pacientes no sufre mutaciones en estos genes, sugiriendo que aún quedan por identificar otros genes causantes. El diagnóstico se basa en el reconocimiento de la tríada clínica (aunque las manifestaciones cardiacas pueden no estar presentes al inicio). Las técnicas de imágen muscular pueden revelar la afectación aislada del sóleo, que sugiere una etapa inicial de la enfermedad. Para las formas ligadas al cromosoma X, la inmunodetección de emerina en varios tejidos (músculo, linfoblastos, piel) revela una ausencia o disminución de la proteína. El diagnóstico puede confirmarse mediante detección de las mutaciones EMD. Para formas autosómicas, el análisis molecular de LMNA es el único método para confirmar el diagnóstico. El principal diagnóstico diferencial incluye otras formas de miopatía con contracturas, con o sin afectación cardiaca (miopatía de Bethlem, miopatías relacionadas con SEPN1 y FKRP); miopatías relacionadas con la desmina; miopatía miotónica proximal y determinadas formas de DMC con afectación cardiaca (consulte estos términos). El consejo genético depende del modo de transmisión y de si se ha identificado la mutación. Puede realizarse un diagnóstico prenatal cuando se conozca la mutación causante. El tratamiento debe incluir: 1) medidas ortopédicas (aparatos ortopédicos, cirugía para las contracturas del tendón de Aquiles y de la escoliosis); 2) tratamiento de la enfermedad cardiaca: agentes antiarrítmicos, diuréticos, inhibidores ACE, implante de dispositivos cardiacos (estimulador, desfibrilador), transplante de corazón en caso de insuficiencia cardiaca terminal y 3) tratamiento de las complicaciones respiratorias (ventilación nasal, traqueotomía). El pronóstico depende de la gravedad de las contracturas tendinosas y de la afectación cardiaca. Los pacientes con formas graves de la enfermedad pueden perder la capacidad para caminar. Revisor(es) experto(s) Dr R BEN YAOU Dr Gisèle BONNE Última actualización: Julio 2007

    Entidades Relacionadas: